Otra Información

Plano del conjunto Histórico-Artístico

Molina de Aragón

 Conjunto Histórico Artístico 

Nuestro recorrido comienza por descubrir paso a paso una ciudad de ambiente medieval, que nos permite recrearnos en la distancia con las figuras de reyes y señores como Abengalbón, el Cid y D° Manrique de Lara.

Como punto de partida tomamos la Oficina de Turismo, antiguo Colegio de Escolapios fundado en el SWIll y donde se encuentra la escultura del Capitán Arenas a continuación subimos a la iglesia de San Felipe del SXIX en su fachada destaca la aparición de la Virgen con el niño a San Felipe, y su retablo mayor en el interior de estilo barroco enfrente el Palacio de los Molina del SXVI, con sus escudos nobiliarios de Castilla y León y el primitivo de la ciudad con dos ruedas de molino, en la actualidad es la Hospedería Palacio de los Molina.

Continuamos hasta la plaza de Santa Clara, uno de los rincones más bellos y poéticos de la ciudad, donde se encuentra la joya del románico molinés: la iglesia de Santa Clara, con su extraordinaria portada románica de influencia francesa y su interior gótico con bóvedas de crucería.

Tras atravesar la iglesia renacentista de San Pedro con su bonita espadaña mudéjar, nos dirigimos a la Plaza de España donde se encuentra la Casa Consistorial y en cuya portada aparece la placa conmemorativa que alude a la declaración del titulo de ciudad en 1812 por las Cortes de Cádiz por el heroico papel de la villa en la Guerra de la Independencia. Aneja a ella esta situada la Iglesia de santa María del Conde, fundada por el primer Señor de Molina D° Manrique de Lara. Aunque su construcción original fue románica, la portada que vemos y su torre son del SWI, hoy se utiliza como salón de actos y plenos del Ayuntamiento.

Siguiendo la calle de Arriba nos adentramos en la Judería, un barrio creado a intramuros de la ciudad cristiana que destaca por su gran belleza medieval. Saliendo por la puerta del Baño y continuando por la calle larga llegamos al barrio de la Soledad, en el que se conservan importantes restos del recinto amurallado, además de su ermita del SXVI.

En la margen derecha del río Gallo, junto a sus huertas se sitúa el barrio de la morería. Llegados a la plaza de tres palacios, bordeamos el recinto amurallado hasta llegar al Puente Románico, otro símbolo de la villa, restaurado por el rey Felipe IV.

Dando un pequeño rodeo al arrabal de San Francisco surge recio el palacio del Obispo, con su impresionante escudo de armas del SXVIII. El descenso hasta la Plaza de San Francisco nos muestra la magnífica portada neoclásica del convento del mismo nombre y la torre del Giraldo del SW111. En la actualidad es la casa de cultura.

Entramos nuevamente por el puente románico para vislumbrar algunas de las mayores casas-palacio de la villa. La de los Marqueses de Villel del SXVI, con galería de arquillos de estilo aragonés, la de los Montesoro con su peculiar fachada de color azul y la de los Arias con su escudo nobiliario en el que destacan las calderas y las ruedas de molino símbolo de los fundadores de Molina. Todas ellas junto a la iglesia renacentista de san Miguel.

Cercana a este conjunto de palacios está la iglesia de santa María la mayor de San Gil, parroquia principal de la ciudad, es de origen románico, pero del cual no quedan restos, ya que sufrió numerosas reformas hasta su incendio en 1915, siendo reconstruida en 1924.

El Palacio de los Garcés de Marcilla, es hoy la sede del casino de la amistad y de los salones el Castillo. La calle de tejedores, nos conduce hasta uno de los palacios más importantes de Molina, el del virrey de Manila o de D° Juan Valdés y Tamón del SXVIII, donde destaca su portada con el escudo de la familia y también sus pinturas murales, alusivas a las artes, las ciencias, a Manila y a su puerto.

Llegados a la calle de las tiendas descubrimos la iglesia de san Martín, la más antigua de Molina de mediados del siglo XII y que alberga en su interior una portada románica .restos de su ábside y al exterior fruto de su ampliación otra portada del SXIX y su torre de la misma época. En la actualidad se encuentra en fase de restauración.

Concluiremos nuestro recorrido con el monumento más destacado de la población. el Castillo. La torre de Aragón se encuentra situada en la zona más alta de la población y es la torre vigía. El castillo está edificado sobre una alcazaba islámica de finales del SX y, reconstruido en el SXII por D° Manrique de Lara y será Da Blanca la que amplíe los recintos amurallados en el SXIII y termine la construcción.

Regresamos a la Oficina de Turismo esperando que hayan percibido ese ambiente medieval en cada uno de los rincones visitados, en las construcciones y en las raíces de esta tierra, histórica, entre los reinos de Castilla y Aragón.

Consultar horario de visitas guiadas al Castillo-Alcázar y al Casco-Histórico de Molina de Aragón en la Oficina de Turismo.

Mapa Web

Descarga el plano de Molina y toda la información de la historia, fiestas y gastronomía desde aquí